Así vieron ellos sus propias motos tras el #HondaAlpesExperience

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Raúl Palomares (Coca, Segovia)

«Incansable, ágil y segura»
(Honda CRF 1000 L Africa Twin)

Ya había disfrutado de ella en la primera edición del Africa Twin Morocco Epic Tour, donde pude ver hasta dónde llega en offroad. En los Alpes tocaba ver cómo se comportaría en una larga ruta asfáltica, y resultó ser incansable, ágil y segura.
¡La máquina perfecta!

Jean Torroella (Palafrugell, Girona)

«Lo tiene todo para ir de aventura»
(Honda CRF 1000 L Africa Twin Adventure Sports)

Respecto a la moto, yo venía con ella más que probada de anteriores ocasiones, es una moto de 10. Una de las mejores motos que he tenido, sin duda. Es una verdadera trail en todos los aspectos, una moto muy noble y segura, con una muy buena autonomía (no me gusta demasiado parar para repostar…). Lo tienen todo para poder ir de aventuras, y el día en que me toque cambiarla lo haré por otra Africa Twin. De hecho, ya he tenido dos 650, la 1000 roja (colores Rally), y desde hace un año la actual Adventure Sports. Las 1000 son otro mundo respecto a las antiguas 650, que ya eran en su momento lo mejor que había… En fin, que he de reconocer que soy piloto Honda, y que me tocó esperar muchos años a que hiciesen una nueva generación de Africa Twin. ¡Ahora pienso disfrutarlas todo el tiempo que pueda montar en moto!

Fernando González (Lleida)

«Lo mejor de dos mundos»
(Honda X-ADV)

¿Qué me gusta de mi Honda X-ADV? Dejaré aparte el tema estético, pues creo que de eso ya se ha hablado bastante. Para mí lo primero, y en eso no me ha defraudado lo más mínimo, es lo fácil que es de conducir, incluso llevándola al límite no da sustos. Lo segundo es su fantástico cambio automático, con sus diferentes modos de conducción: una directa y tres modos Sport, de menos a más deportivo. Estos modos Sport son, a la vez, sensibles a como abres con más o menos intensidad el gas, se adaptan a la conducción en cada instante. Y todos te permiten cambiar de marcha con las levas. Casi perfecto, diría yo.

En tercer lugar, los frenos. En el tren delantero son potentes, dosificables y, para mí, incansables. El freno trasero me sorprendió porque parecía frenar poco al principio, pero si le aprietas con ganas llega al límite de la entrada del antibloqueo en cuanto quieres. Por último, destacaría que con el X-ADV tienes las ventajas de un scooter grande, y el chasis, motor y cambio de una moto, así que tienes lo mejor de dos mundos. Quiero decir también que no todo en él me gusta, pero, de largo, las cosas positivas superan con creces a las otras.

Josep López (Sant Carles de la Ràpita, Tarragona)

«Una moto genial, y la echo de menos»
(Honda CRF 1000 L Africa Twin)

Para mí la moto fue una enorme sorpresa, la mayor del viaje. Ya me esperaba que los paisajes de los Alpes me sorprendiesen, y así fue. Pero en cuanto a la moto en sí, ya que se trataba de una Africa Twin alquilada a Pau Travel y no una moto de propiedad, yo iba un tanto virgen respecto a ella. Y la verdad es que no hubiese dicho unca que una moto de este tamaño y potencia me pudiese resultar tan sumamente fácil a la hora de hacerme con ella. Me pareció tan noble como poderoso el modo de liberar potencia al abrir gas, incluso cuando lo hacía una o dos marchas por encima de la que me parecía la adecuada. El ejemplo claro de ello llega con los “tornanti”: los trazaba al principio por el interior, en primera por dentro y en segunda al abrirme, pero al empezar a trazarlos como me explicaron los guías de Solo Moto, más abierto y con una marcha más (segunda en el interior y tercera al salir), todo empezó a fluir mucho mejor.

Tras haber pasado ocho jornadas con ella, montando durante tantas horas al día, te das cuenta de que es muy cómoda y de que no te obliga a adoptar posiciones concretas para pilotarla. La verdad es que es una moto genial y la echo mucho de menos…

Abel Núñez (Palafrugell, Girona)

«Lo pone todo tan fácil»
(Honda CRF 1000 L Africa Twin Adventure Sports)

En cuanto a “mi gorda”, qué decir… Es dulce y noble, lo que para mí sería la mejor definición por motor y comportamiento… ¡Te lo pone todo tan fácil…!

Carlos Conesa (Zaragoza)

«Más sintonía a la vuelta»
(Honda X-ADV)

Mi experiencia con la moto en estos 8 días con vosotros ha sido fantástica. La moto y su motor se han comportado magníficamente y sin un solo problema. Lo cierto es que la matriculé el 22 de marzo y llevo casi 15.000 km con ella.

A la vuelta de los Alpes le pasé la revisión de los 12.000 km y, a pesar de las incansables curvas y los constantes asfaltos rotos, en el único servicio técnico de Honda, en Zaragoza, solo me encontraron que la cadena se había estirado un poco y necesitaba tensarse. Nada, en definitiva.

Fue tal sorpresa para mí que a los del concesionario les mandé todas las fotos del #HondaAlpesExperience, para que vieran de primera mano la espectacular aventura que pasé con mi X-ADV, y las publicaron en su web.

En cuanto a pilotaje, hay más moto que motorista. Recuerdo unas frases que dijo Lluís Morales en la frontera entre Italia y Francia, en el Col de la Lombarda creo, referidas a la relación entre la capacidad de aprendizaje y la disponibilidad a asumir riesgos de cada piloto en función de la experiencia y la edad. En mi caso, con 60 años, autónomo y con una pequeña empresa que pivota en torno a mí, no puedo permitirme una baja prolongada, por lo que disfruto mucho a ritmos tranquilos con mi X-ADV y mi grupo de amigos los fines de semana en que salimos.

En las rutas que he ido haciendo desde que volví he recorrido miles de curvas, pero apenas unos cuantos “tornanti”, nada que ver con lo vivido en el Stelvio y compañía. Pero he podido comprobar que mi sintonía con la moto ha mejorado mucho tras el viaje.

Gracias por los buenos días que nos disteis en los Alpes, por lo mucho que me habéis enseñado y por vuestra paciencia.

Ángel Núñez (Villalbilla, Madrid)

«Manejable y fina»
(Honda CRF 1000 L Africa Twin DCT)

Tras haber completado este viaje de aventura por los Alpes, algo que tenía como una espina clavada, tengo claro que para mí lo mejor de la Africa Twin es su gran manejabilidad, la enorme finura del motor y, por supuesto, el impecable funcionamiento del cambio DCT.

Carles Capellades (Vilanova y la Geltrú, Barcelona)

«Con la DCT te cansas menos»
(Honda CRF 1000 L Africa Twin DCT)

En 2018 completé el primer Honda Alpes Experience con una Africa Twin Manual de alquiler, una gran moto con la que descubrí que se podía ir tranquilo en todo tipo de carreteras porque con ella todo es fácil, y donde pones el ojo pones la rueda. Ahora bien: a la vuelta del viaje decidí que quería una de propiedad y me compré una DCT. Como he repetido evento en 2018, este año, una vez que ya le había cogido el truco a pilotar con modos S y reduciendo a voluntad, me ha quedado claro que te cansas menos con la DCT que con la manual, y te lo pasas igual de bien. Es muy divertida y fácil de conducir, parece que pese menos de lo que pesa. Creo que para personas que no tengan mucho nivel de conducción es la rutera ideal, porque se adapta sola a todo y a todos.

José Sánchez (Terrassa, Barcelona)

«Su comodidad no implica menos aventuras»
(Honda X-ADV)

Mi opinión de cómo se comportó la X-ADV en esta ruta no puede ser más positiva, es una moto muy agradable de conducir y muy cómoda, porque te permite poner los pies donde quieras. Yo los llevo totalmente estirados, el hecho de no tener en los pies los pedales, ni tener que accionar la maneta de embrague, para mí es de lo más cómodo para rutas como esta, y tras 840 km no tienes ni que levantarte a estirar los pies.

En mi vida de motorista he tenido unas 30 motos entre trail y trial, y ahora, ya fuera del mundo de la competición, tengo justo lo que necesitaba, una moto muy cómoda y que no me limite.

Esta moto hoy en día no tiene rival en su segmento: cualquier carretera, cualquier camino… Todo lo tienes a mano: cambiar, reducir, frenar… Y si no quieres tener que hacerlo, ella lo hace en automático. El par motor que tiene hace que salgas de cualquier situación con poco gas.

¿Los contras? Le faltaría una instrumentación a color, el asiento me queda muy alto y… ¡ojalá tuviera 20 CV más! Estoy a la espera de que salga la próxima versión de la X-ADV para ver qué novedades incluye y comprarla. Yo creo que nunca saldré de este modelo… Es justo lo que necesito, una moto muy muy cómoda… ¡para todo!

Luis Ángel Larrea (Durango, Vizcaya)

«¿Qué más se le puede pedir?»
(Honda CRF 1000 L Africa Twin Adventure Sports)

Después del viaje llegué a la conclusión de que no he echado nada en falta en mi ATAS de lo que una moto deba ofrecer para un viaje así. Lo ha tenido todo para disfrutar tanto en buen asfalto como en carreteras rotas, y no he echado de menos ni mayores prestaciones, ni mejores frenos, ni mayor comodidad, ni una más amplia autonomía, ni una mayor agilidad…

Tiene lo que necesitaba de todo eso, además de una estética muy lograda. Nada ha sido un problema a la hora de disfrutar a tope de ella y del viaje. Incluso invitaba muchísimo a meterse por lo marrón, con lo cual, está todo dicho… ¿Qué más se puede pedir? Bueno, ¡se podría pedir una organización como la que tuvimos!

José Luis Álvarez (Lugo)

«Con el DCT te cansas menos»
(Honda X-ADV)

Fascinante ruta motera con un grupo de compañeros y un gran equipo humano que han organizado un circuito de alta montaña increíble. Perfección en la organización y trato personal. Todo satisfacciones, quedando ganas de repetir en próximos retos. El comportamiento de la Honda X-ADV ha sido perfecto, adaptándose a los distintos tramos de la ruta, sorprendiéndome que un maxiscooter pudiera completarla y disfrutar todo su recorrido con total seguridad.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email